Una empresa catalana incorpora el primer robot que realiza trasplante capilar

HTI Clinic con sede en Barcelona y dirigida por el equipo médico del prestigioso Dr. Artur Díaz Carandell ha incorporado la tecnología del robot Artas en sus intervenciones. 

Para evitar que la frenética vida que llevamos cause la caída del pelo, la clínica capilar HTI CLINIC, dirigida por cirujano Dr. Artur Díaz Carandell se ha convertido en lugar de referencia y ofrece el trasplante capilar de máxima garantía, apoyado con la tecnología más puntera del robot Artas.

El último foro europeo de dermatología apuntaba una prevalencia del 80% de alopecia en hombres caucásicos (blanco-indoeuropeo) y algo superior al 40% en mujeres, al alcanzar los 70 años. El estrés es uno de los componentes más importantes, que hace que nuestras cabezas se vean claramente resentidas, se abran entradas y claros en coronillas y cada vez en edades más tempranas.

Artas es el robot que complementa la intervención del diagnóstico y supervisión médica aportando la precisión, simetría e invariabilidad en el implante como ningún ojo humano puede garantizar durante todas las horas que puede llegar a durar una operación de reparación de alopecia. «El robot está dotado de inteligencia artificial que identifica las unidades foliculares idóneas de la zona de cabello del paciente, sobre la parte posterior de la cabeza, estudiando ángulo y profundidad y realiza la extracción automática». «El robot también calibra la mejor distribución de pelo en la zona de implantación y señala los puntos donde insertar los folículos» – declara el Dr. Artur Díaz Carandell

Coste del trasplante capilar en España

Los precios de los implantes capilares en España oscilan entre los 8.000 y los 12.000 euros con la mediación del robot. El coste de la intervención está en torno a los 5.000 euros si se realiza de manera manual. «Nosotros nunca podremos competir con los precios que ofrecen países como Turquía, por el valor de su moneda, pero sobre todo por el nivel de garantías en las que la rigurosidad sanitaria y laboral nos enmarcan aquí», expone el cirujano y propietario de la nueva clínica barcelonesa. «Barcelona ya cuenta con una alta reputación en atención y prestigio sanitario, por lo que hacernos con la tecnología de vanguardia le suma valor», añade.

El Robot Artas

Con sede en San José (California), Restoration Robotics ha vendido ya unas 250 unidades de este asistente robotizado que cuesta 360.000 euros. Noventa de ellos ya funcionan en EEUU cinco en España. Uno de ellos ha sido adquirido por HTI Clinic (Hair Transplant Institute), un centro médico que acaba de inaugurarse en Barcelona (Riera de Sant Miquel, 40) para dedicarse en exclusiva al implante capilar. «En un mercado en auge como este, hemos querido apostar por la tecnología más punta para alcanzar la más alta precisión y velocidad en las intervenciones que cuentan con un índice de éxito muy alto, sin apenas complicaciones», precisa Artur Díaz Carandell, cirujano maxilofacial cofundador y director médico de HTI Clinic.

La empresa estadounidense madre del robot Artas salió a bolsa hace un año. Con un centenar de personas en plantilla, el 25% ingenieros que estuvieron antes en multinacionales como Apple Google, la compañía facturó el año pasado 21,3 millones de dólares. No deja de ser una start-up de tecnología, pero su gran valor son las patentes como innovadores que se avanzan a las necesidades en sectores como la medicina o la industria donde aportan precisión e invariabilidad en minuciosas tareas repetitivas.

Más a cerca de HTI Clinic

HTI Clinic (Hair Transplant Institute), un centro médico que acaba de inaugurarse en Barcelona (Riera de Sant Miquel, 40para dedicarse en exclusiva al implante capilar especialista en diagnóstico de la prevención, así como implantes y trasplantes capilares, tanto para hombres como mujeres, cubriendo las zonas afectadas con alopecia tales como cabello, barba, cejas y recuperación de cicatrices con implante capilar mediante la técnica FUE;  basada en extraer los folículos pilosos del área del donante, típicamente la parte posterior del cuello, utilizando un instrumento de extracción especializado de menos de 1 mm de diámetro y se  transfieren al área receptora en el cuero cabelludo y se implantan con un potente microscopio en grupos de uno a cuatro pelos, tal como crecen en la naturaleza.

HTI Clinic, es miembro de las prestigiosas American Society of Plastic Surgeons, la Sociedad Española de Cirugía Plástica Facial y la International Society of Hair Restoration Surgery.